Ir al contenido principal

Entradas

¿Dónde está el arte? Por Antropóloga Victoria Ayala Velázquez

A propósito de la exposición fotográfica “Arte comunitario: un relato visual de experiencias”, junio de 2019.
El modelo económico del siglo XXI, caracterizado por la acumulación masiva de recursos en manos de unos cuantos, nos ha bombardeado con un discurso que sitúa al arte como una expresión inaccesible para todas y todos. Y es que pensemos, ¿quiénes pueden acceder a las llamadas “bellas artes” o caminar por las salas de exhibición de museos y galerías internacionales? Justo ayer, reflexionaba en esto mientras tomaba una clase de pintura. En un estudio donde estábamos cinco personas, tres discutían sobre pintores y músicos renombrados, (renombrados por el consenso de una mirada occidental). La acalorada discusión sobre quién era mejor se daba entre galletas, té de limón y música clásica. En un instante de revelación, de esas que nos cuestionan, me sentí completamente fuera de lugar y noté que otra compañera también (recordemos que había cinco personas en la habitación). No tomábamos pa…
Entradas recientes

Bocachico Puche

Entrada propuesta por Marco Noriega Salleg

Orna Donath. Mujeres que no quieren ser madres || Vice Meets

Es  una entrada propuesta por su compañera Fiamma Patricia Cabeza Ramos.

Natti Natasha ❌ Ozuna - Criminal [Official Video]

Desquite- José Saramago

l muchacho venía del río. Descalzo, con los pantalones arremangados por encima de las rodillas, las piernas sucias de lodo. Vestía una camisa roja, abierta en el pecho, donde los primeros vellos de la pubertad empezaban a ennegrecer. Tenía el pelo oscuro, mojado por el sudor que le escurría por el cuello delgado. Se inclinaba un poco hacia delante, bajo el peso de los largos remos, de los que pendían hilos verdes de limos aún goteantes. El barco quedó balanceándose en el agua turbia y, allí cerca, como si lo espiasen, afloraron de repente los ojos globulosos de una rana. El muchacho la miró, y ella le miró. Después la rana hizo un movimiento brusco y desapareció. Un minuto más y la superficie del río quedó lisa y tranquila, y brillante como los ojos del muchacho. La respiración del limo desprendía lentas y muelles burbujas de gas que la corriente arrastraba. En el calor espeso de la tarde los chopos altos vibraban silenciosamente y, de golpe, flor rápida que naciese del aire, un ave …